Buenas prácticas para tu checkout

2 MIN | 781 PALABRAS

“¿Por qué mi tasa de conversión es baja si estoy haciendo todo bien?” Tal vez el problema no seas vos, tal vez es tu checkout.

El checkout es una de las etapas más críticas de una tienda online. Hay cientos de plataformas que resuelven y cumplen las buenas prácticas de cualquier checkout, pero nunca está de más hacer un repaso de los puntos más importantes que tu (y cualquier) checkout debe cumplir.

Estas son algunas maneras en las que podés potenciar tu sección de finalización de compra ⬇️

Nivel Básico

  • Permití que la gente compre sin necesidad de registrarse. Obligar a las personas a crearse un usuario para finalizar su compra es una gran traba ya que suele resultar en muchas compras inconclusas. Lo mejor es setear el modo invitado por default y, en caso de ser necesario, agregar un botón que le permita crear una cuenta al finalizar la compra.
  • Diseño mobile friendly. Muchas personas eligen comprar desde su celular (sobre todo si son redireccionados desde un anuncio) por eso es clave que cuando el usuario complete la información del formulario de checkout, funcione a la perfección en mobile ya que muchas veces los campos y validaciones pueden presentar problemas.
  • Demostrale al usuario que está protegido. Es importante inspirarle confianza al usuario indicando links a las política de privacidad de la tienda, devoluciones u otros documentos legales. También es fundamental mostrar un ícono de que los datos están cifrados y la información está viajando segura (siempre y cuando sea verdad, claro).

Nivel Intermedio

  • Usá un indicador de progreso. Para que el usuario entienda dónde está parado dentro del proceso de checkout. En qué paso está, cuántos le faltan y cuánto tiempo le va a tomar aproximadamente.
  • Ofrecé una página de checkout de pasos múltiples. Que englobe cada paso por separado: Datos personales / envío / método de pago y resumen.
  • Reducir la cantidad de campos solicitados. Es importante solicitar del usuario los datos que realmente se necesitan para gestionar el proceso de compra. A veces solicitar una gran cantidad de información de una sola vez puede ser abrumador en el proceso de checkout. 

Esto viene de la mano del checkout de pasos múltiples, donde se suele realizar para ocultar algunos campos e ir mostrando al usuario de forma gradual a medida que  se avanza en el proceso de pago.

Nivel Avanzado

  • Evitá botones y distracciones que puedan causar que tu cliente se vaya sin finalizar la compra. El checkout no debería tener menú/encabezado/pie de página ni ningún link que pueda llevar al usuario fuera del proceso de checkout. De ser necesario, siempre programar para que se abra en una pestaña nueva para no cancelar el proceso de compra.
  • Usá emociones para conectar con tus clientes. Poner indicadores de stock disponible o tiempo restante para la finalización de una oferta, agrega valor al producto ya que la sensación de “edición limitada” crea la impresión de exclusividad.
  • Hacé un follow up de las compras inconclusas. Enviando mails de recupero de carrito con algún código de descuento para lograr convertir mejor (está comprobado que la gente abre estos mails 😉). Si podés llegar a por lo menos el 1% de usuarios que perdió el carrito, ya estás haciendo la diferencia.
  • Remarketing. Con Google podemos hacer un tracking completo de los productos y categorías que cada usuario navega/agrega al carrito/intenta comprar. Toda esta información es útil para luego poder mostrar publicidad personalizada a las personas que pasaron por nuestra tienda, para que si se fueron por alguna razón puedan volver y recuperar esa compra perdida.

BONUS

  • Precios claros. Detallá correctamente los valores de los productos, además de los métodos de envío o posibles recargos adicionales. Es importante que el usuario entienda qué está pagando y por qué.
  • Cupones de descuento. Agregá la posibilidad de integrar cupones de descuento para poder incorporar el uso de los mismos en tus campañas de marketing.
  • Carrito de fácil acceso. Tener un carrito que se actualice en tiempo real va a hacer el proceso de compra más simple y rápido para el usuario. Además te va a permitir mostrar todos los costos asociados a la compra para que tu cliente no se lleve sorpresas cuando pase a la pasarela de pago.

Lo más importante:

Testeá, medí, ajustá, repetí.
Es probable que tu checkout requiera mejoras constantes. Mucho prueba y error. 
Necesitás que tu checkout se actualice y modernice según las tendencias que vayan surgiendo. 
Probá alternativas, analizá y compará resultados, ajustá todo lo necesario y seguí repitiendo el proceso.

Contenido exclusivo 😏
solo para unos pocos